×
×
Red Internacional

Se filtró el borrador de una decisión de la Corte Suprema que anularía el fallo Roe vs Wade que despenalizó el derecho al aborto en Estados Unidos en 1973. Columna de Géneros y Sexualidades en El Círculo Rojo, programa de La Izquierda Diario en Radio Con Vos FM 89.9.

Viernes 6 de mayo | Edición del día

Escuchá la columna completa

· La última vez que el derecho al aborto estuvo en los portales internacionales fue cuando la ley 27.610 consagró el derecho al aborto legal, seguro y gratuito en Argentina.

· El impacto de este resultado, después de la derrota parlamentaria en 2018, tuvo que ver principalmente con dos cosas.

· La primera, la forma en que se conquistó esa ley. Después de décadas de lucha, un movimiento masivo que hizo de la calle su campo de batalla, ganó. En la calle ganó la fuerza que llevó el debate a la mesa familiar, a los lugares de trabajo, la escuela, la facultad y, finalmente, al Congreso.

Te puede interesar: ¡Y fue ley!: con una multitud en las calles, se legalizó el aborto en Argentina

· La segunda, el contexto. En los últimos años, el derecho al aborto y otros derechos democráticos conquistados durante las décadas de 1960 y 1970 están bajo amenaza. Lo vimos en varios países europeos, Polonia es el ejemplo más extremo.

Un retroceso histórico

· Hoy la noticia vuelve a las primeras planas por lo que pasa en Estados Unidos. La página Político publicó el borrador de un fallo de la Corte Suprema (se confirmó que era real), que revertiría el fallo que despenalizó el aborto en 1973 cuando ese tribunal decidió sobre el caso conocido como “Roe vs. Wade”.

· Tres cosas importantes para tener en cuenta:

· En Estados Unidos el aborto no es legal porque una ley que lo diga. El fallo Roe vs. Wade hace que el Estado federal no pueda legislar contra el derecho de cualquier persona sobre las decisiones sobre su cuerpo. Esto hace que el “derecho” sea mucho más frágil, no sea parte de la Salud pública y quede a merced de la decisión de un organismo con mayorías circunstanciales (que nadie vota).

· El derecho al aborto estuvo amenazado desde 1973. Las primeras marchas empezaron cuando los estados empezaron a despenalizar la práctica. Una de las primeras fue en la ciudad de Nueva York. ¿Quién la encabezó? La Iglesia católica. Las iglesias evangélicas se metieron después y la derecha conservadora lo transformó en bandera cuando funcionó como fórmula electoral. Un punto de inflexión fue la campaña presidencial de Ronald Reagan en 1980 (dato curioso, promulgó una de las leyes más progresistas cuando era gobernador de California en 1968, en plena movilización feminista).

· Durante los últimos años se votaron casi 1.100 restricciones al derecho al aborto, y el 30 % fueron promulgadas de 2010 en adelante (durante los gobiernos de Barack Obama y Donald Trump).

Te puede interesar: ¿Qué pasa cuando está en peligro el derecho al aborto?

· Hoy van a leer algunas noticias en las que el partido Demócrata (que dicen apoyar el derecho de las mujeres a decidir) que hay que derrotar esta iniciativa conservadora. Pero lo dicen como si no fueran el partido que tuvo mayorías parlamentarias en más de una oportunidad, de hecho tuvo una "supermayoría" (en ambas cámaras) durante el primer mandato de Barack Obama y nunca intentó consagrar el derecho con una ley, que asegure el acceso a la mayoría de las mujeres.

· El resultado está a la vista. En 29 de los 51 estados del país hay legislaciones hostiles al derecho al aborto y 6 de cada 10 mujeres en edad reproductiva viven en esos estados.

Escuchá la columna completa

Momentos decisivos

· El martes en la ciudad de Nueva York, hubo una marcha que no organizó nadie oficialmente. Había jóvenes, organizaciones de izquierda, de derechos humanos y algo muy interesante: había trabajadoras y trabajadores de Starbucks, que están sindicalizando local tras local en muchas partes del país.

· Durante mucho tiempo, las instituciones, los partidos políticos tradicionales o del establishment, la dirigencia sindical y los medios comunicacion nos quisieron hacer creer que hay un muro infranqueable entre pelear contra la explotacion, por tus derechos laborales y la pelea contra la opresión y tus derechos civiles y políticos.

· No hay ningún muro. Muchas veces la persona que marcha por el derecho al aborto y para que reconozcan su sindicato es la misma persona. Por eso sigue siendo poderosa y actual la idea que tuvieron unas trabajadoras de la industria textil a comienzos del siglo XX en una ciudad de Estados Unidos. Ellas dijeron que querían el pan (los derechos económicos que le negaban a su clase) y también las rosas (los derechos políticos que le negaban a su género).

Te puede interesar: Miles salen a las calles de Estados Unidos para defender el derecho al aborto

· Vienen semanas decisivas y el resultado va a impactar mucho más allá de las fronteras nacionales. Por eso en Estados Unidos también, que el derecho al aborto sea seguro, que sea gratuito y que sea ley.


Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Destacados del día

Últimas noticias