×
×
Red Internacional

Es una creencia generalizada que Manfred Reyes Villa tiene un acuerdo político con el MAS para que se soslaye el proceso penal en su contra por la represa Quecoma y otros 14 que lleva en su haber; aun así, sus últimas declaraciones de hoy, jueves 10 de noviembre de 2022, sobre el paro cívico en Santa Cruz y la convocatoria a desarrollar el conflicto en Cochabamba y a nivel nacional, son sintomáticas.

Jueves 10 de noviembre | 15:25 | Edición del día
Foto: redes sociales

¿Por qué sintomática?

En su planteamiento de "yo no tropiezo con la misma piedra", no solo sostiene que no piensa apoyar a Santa Cruz porque en el pasado lo dejaron solo, después de la derrota de la media luna en 2008 y a pesar de que en 2006 declamaría "¡Adelante Santa Cruz con su independencia!". Lo central de su argumento, viniendo de un sujeto como él cuyo razonamiento es instrumental, se encuentra entre líneas, pues, lo que quiere decir en realidad es que no vale la pena arriesgarse por aquella movilización. Ello no significa que Manfred se ha vuelto masista, solo nos muestra un cálculo racional entre sus intereses y medios particulares para lograr un fin: sostenerse como Burgomaestre de la Alcaldía de la ciudad de Cochabamba y perfilarse para las elecciones 2025.

La racionalidad instrumental, en su sentido práctico, está guiada por una concepción utilitaria de las relaciones sociales, en dónde, se busca el éxito en la eficacia de los fines independiente de los medios a los que se recurra, es decir, sin cuestionar dichos fines o los medios para su realización. Podemos decir que es una apuesta a ganar sobre cualquier cosa y sobre cualquier persona, un cálculo racional entre fines y medios para hacer prevalecer los intereses particulares.

En ese sentido, la posición del alcalde de la ciudad de Cochabamba, no radica en algún interés "objetivo" por "pacificar" al país, en alguna preocupación de un posible derramamiento de sangre que debe ser evitado o ante el riesgo de que “un grupo de inescrupulosos jovenzuelos, e irresponsables, traigan el problema a Cochabamba", cómo señaló a distintos medios de comunicación, haciendo referencia al grupo paramilitar que se autodenomino como “resistencia juvenil cochala” y que actuó en la Ruptura del Orden Constitucional en 2019.

Este tipo de declaraciones nos tiene que llevar a leer entre líneas, pues, lo que en realidad Manfred Reyes Villa quiere decir es: "No pienso arriesgarme por una pelea cuyo resultado se perfila como una derrota, la cual pueda empañar mi imagen, otra vez", estableciendo otro obstáculo para que la movilización dirigida por el gobernador de Santa Cruz (Camacho), comité interinstitucional (Cuéllar) y el comité cívico pro-Santa Cruz (Calvo, por la realización del CENSO en 2023, pueda salir del cuarto anillo de la ciudad de Santa Cruz y llegar a Cochabamba con la fuerza que hubieran querido.


Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Destacados del día

Últimas noticias