Política Bolivia

RECRUDECE CONFLICTO ENTRE COOPERATIVISTAS MINEROS Y GOBIERNO

Aumenta la tensión política por el asesinato de un viceministro

El Ministro de Gobierno, Carlos Romeros, confirmó este jueves por la noche la muerte del viceministro de Régimen Interior que se encontraba “retenido” por cooperativistas mineros. Un día antes dos cooperativistas fueron asesinados por la Policía.

Viernes 26 de agosto de 2016 | 13:43

El ministro de Gobierno, Carlos Romero, confirmó este jueves por la noche que el viceministro de Régimen Interior y Policía, Rodolfo Illanes había fallecido cuando se encontraba “retenido” por los mineros cooperativistas que se encuentran en conflicto. Romero dijo en conferencia de prensa que se trató de un hecho criminal sin precedentes, que Illanes “ha sido cobarde y brutalmente asesinado” y que estaban haciendo las gestiones “para que nos entreguen el cuerpo”.

El asesinato de Illanes se produjo luego de que se conociera que un tercer cooperativista minero había muerto el jueves producto de la represión policial, que ya se había cobrado la vida de dos de ellos durante los enfrentamientos que tuvieron lugar el día miércoles.

Funcionario “retenido”
Romero ya había confirmado el jueves por la tarde que el viceministro Illanes, había sido “secuestrado” en la localidad de Panduro por los mineros cooperativistas, mientras que estos últimos habían dicho que se encontraba “retenido”.

Romero declaró en la tarde del jueves durante una conferencia de prensa en la ciudad de La Paz que “el Viceministro (Rodolfo) Illanes, que se encuentra en la localidad de Panduro, ha sido ‘secuestrado’ por cooperativistas mineros y que amenazan de que lo van a empezar a torturar”.

Por su parte, el Vicepresidente de la Federación Nacional de Cooperativas Mineras (Fencomin) Agustín Choque afirmó que Illanes no se encontraba secuestrado sino retenido.

Según la agencia Reuters en horas de la noche una radio local fue la primera en confirmar "Hemos podido ver de cerca que el viceministro Illanes estaba fallecido (...) Nos han informado los mismos compañeros cooperativistas que había fallecido por golpes". Sin embargo ni el gobierno ni el fiscal general de Bolivia lo había confirmado hasta la conferencia de prensa que dio Romero en horas de la noche.

El origen del conflicto con los cooperativistas mineros
Los mineros habían cumplido el jueves su tercer día de bloqueos por un pliego de 10 puntos. Entre las demandas de los cooperativistas está la concesión de más áreas de explotación, la flexibilización de normas ambientales, tener autorización para asociarse con empresas privadas y tarifas preferenciales de energía eléctrica, entre otros pedidos.

El conflicto estalló tras la promulgación de Ley de Cooperativas N° 823 que permite la sindicalización a trabajadores de estas entidades, sin incluir las mineras. De todas maneras la Federación de Cooperativas Mineras (Fencomin) la rechazó e inició una serie de bloqueos que terminó el jueves con una brutales represiones policiales que dejó tres mineros cooperativistas muertos, un viceministro muerto, decenas de heridos y 101 detenidos.

Dirigentes de la federación minera habían anunciado que aumentarían las medidas de presión indignados por la muerte de sus compañeros. Esta situación recrudeció el jueves cuando se conoció la muerte de un tercer cooperativista.

Este conflictivo escenario, en el que la patronal cooperativista se enfrenta por primera vez con el gobierno después de años de concesiones y beneficios, ha sido propiciado por el mismo Movimiento Al Socialismo (MAS) que ha potenciado de amplia manera a estas cooperativas que son prácticamente empresas privadas. Aunque la movilización del sector cooperativista minero surge como una respuesta reaccionaria ante una Ley que lo que habilita es el derecho a la organización sindical, concretamente para las cooperativas de servicios, muchos de los que participaron de los enfrentamientos con la policía fueron los obreros y peones. La medida demagógica lanzada por el gobierno en un gesto de “compensar” medidas totalmente anti-obreras, como fue el cierre de la empresa ENATEX, que dejó en la calle a más de 800 familias, hoy lo coloca enfrentado a un sector al que siempre le dio concesiones.

Te puede interesar: ¡Ni ofensiva patronal-cooperativista ni represión masista!






Temas relacionados

Viceministro de Régimen Interior   /   Fencomin   /   Ley de Cooperativas N° 823   /   cooperativistas mineros   /   Bloqueos   /   Política Bolivia   /   Mundo Obrero Bolivia   /   Bolivia   /   MAS Boliviano   /   Huelgas Bolivia   /   Represión policial

Comentarios

DEJAR COMENTARIO