Política Bolivia

#YoCONLAPRENSADEIZQUIERDA #YOCORRESPONSAL

Roxana Lizárraga renunció a su cargo luego de arremeter contra la libertad de expresión y de prensa

Roxana Lizárraga renunció a ser ministra de Comunicación del llamado "Gobierno de Transición" ante el anuncio de Áñez que se proclamó como candidata presidencial para las elecciones generales de mayo. Lizárraga renuncia tras haber sido artifice de atentar contra la libertad de expresión y de prensa.

Miércoles 29 de enero | 07:00

Foto: Redes Sociales

El 26 de enero del presente año, Roxana Lizárraga, renunció a su puesto como ministra de Comunicación del autoproclamado Gobierno de Jeanine Áñez debido a que la presidenta anunció su candidatura a las elecciones de mayo. Esta renuncia se da como muestra del descontento generado en un Gobierno que fue resultado de la "unidad" de distintos sectores de la derecha que en conjunto con las fuerzas armadas y policiales consolidaron el golpe de Estado.

En su renuncia, la ex ministra plantea que el ministerio de Comunicación había logrado la pacificación y que había recuperado la libertad de expresión en el país, todo en nombre de la "revolución de las pititas". A lo largo de la carta, también realiza ciertas críticas al gobierno de Áñez y su postulación.

Su renuncia se produce luego de haber sido una pieza fundamental para el sofocamiento económico que ha venido ejerciendo el denominado "Gobierno de transición" de Áñez sobre las radios de pueblos originarios (RPO’s) y la reasignación de las mismas luego de pasar por el control gubernamental, es decir, luego de adecuarse a lo que el nuevo régimen establece como permitido; el posterior decomiso de los equipos de la Radio Kawsachum Coca; las denuncias efectuadas por redes sociales sobre las antenas de telecomunicación de Entel que habrían sido bajadas en algunas zonas rurales; y, el ajuste del canal estatal (BTV) hasta en su imagen cuyo logo hoy representa a las "pititas", entre otros. Es decir, se produce luego de haber atentado contra la libertad de prensa y de expresión bajo las banderas de la mal nombrada "revolución" de las pititas.

Durante su tiempo como ministra ha creado un escenario cada vez más adverso para los medios de comunicación que se planteen independientes del régimen establecido. Ha ayudado al gobierno en la persecución a periodistas de medios de comunicación alternativos y ha venido arremetiendo contra las radios comunitarias. Pero cuando los intereses de su fracción derechista están en riesgo es cuando ya disiente con el Gobierno y presenta su renuncia.

La política de Gobierno ha sido fuertemente represiva y más allá de la renuncia de Lizárraga, el escenario se mantiene adverso a la libertad de prensa y de expresión. Áñez anunció ayer los cambios en su gabinete donde 17 ministros fueron ratificados y 3 fueron cambiados. Sin embargo el carácter reaccionario de esta llamada "transición democrática" continua.

Frente a este escenario de arremetidas a los derechos y libertades democráticas, desde La Izquierda Diario lanzamos la convocatoria #YoConLaPrensaDeIzquierda. Te invitamos a inscribirte en el siguiente formulario.






Temas relacionados

Elecciones 2020 Bolivia   /   Jeanine Áñez   /   Política Bolivia   /   Libertad de expresión   /   Bolivia   /   Libertad de prensa   /   Derecha

Comentarios

DEJAR COMENTARIO